Mentalidad Empresarial

El que quiere salir adelante, sale adelante así sea vendiendo piedras

Al frente tuyo hay oportunidades disfrazadas, pero no las ves porque andas quejándote. Reclamando. Pensando mucho. Dándole vueltas y vueltas a las ideas, y no accionas.

“es que nosotros no hemos contado con el apoyo del gobierno.”

“es que mi familia es de bajos recursos económicos.”

“es que lamentablemente no tengo estudios.”

“es que yo no soy para los negocios.

Puro pretexto. La verdad de todo es que cuando alguien quiere salir adelante, sale adelante así sea vendiendo piedras. Pero el que no tiene visión, el que no tiene voluntad, el que no tiene deseo de superación, es decir, el que tolera su pobreza, ese prefiere echarle la culpa al destino, a las circunstancias, a la mala suerte.

En otras palabras, si estás leyendo este mensaje y te sientes pobre, quiere decir que eres pobre porque quieres. La prueba es que tienes Internet y un celular… pero seguro los usas para chismes, para ver memes, para pasar el rato.

Al frente tuyo hay oportunidades disfrazadas, pero no las ves porque andas quejándote. Reclamando. Pensando mucho. Dándole vueltas y vueltas a las ideas, y no accionas. Ya es momento de accionar, de ganar, de hacer dinero, de subir a otros niveles. ¿Cómo? Haciendo negocios. Arriesgando. ¿Qué vamos a perder si no tenemos nada? He aquí la verdad: Si no tienes nada, entonces no hay nada que perder. Vas a empezar de menos a más. Es preferible que ahora pierdas cien dólares porque el negocio no funcionó, a que mañana te des cuenta que perdiste el tiempo porque tuviste miedo a empezar. Lánzate, y si te va mal… pues te va mal, te levantas, sacas la lección y continúas. Ahora ya no vas a empezar desde cero, ahora empezarás desde la experiencia. Igual el tiempo va pasar: así que toma acción, toma decisiones. La pobreza solo está en tu cabeza…CREA RIQUEZA. Así que tienes que tener ese lema tatuado en la mente: EL QUE NO ARRIESGA NO GANA.

Previous post

El agradecimiento es acción, es actitud, es sentimiento, emoción

Next post

Ser profesional no es tener un título, es saber lo que haces

Latin Money

Latin Money