La asombrosa sencillez de Keanu Reeves

Vinkmag ad

Según los empleados del estudio donde se grabó Matrix, el actor Keanu Reeves fue el único de todo el elenco que saludaba a cada empleado y les preguntaba sus nombres. De hecho, a uno de ellos le regaló 20 mil dólares por Navidad, solo porque supo que pasaba por una situación difícil.

Muy conocido y recordado por la película que lo catapultó MATRIX casi terminando la época de los años 90, Keanu Reeves se convertía en una superestrella. Luego de eso, sus películas serían éxitos de taquilla. Pero, a pesar de ello siempre se le ha visto como un actor inteligente, encantador, sencillo y de muy buen humor.

A pesar de su increíble fama, su vida no ha sido del todo buena, se sabe que su madre fue una stripper y que tenía 19 años cuando Keanu nació, y su padre un comerciante de 21 años, quien finalmente terminó abandonándolos cuando él era muy pequeño, fue por ese motivo que tuvieron que mudarse hasta Canadá, en donde su madre conocería a otros pretendientes.

Su vida como actor.

Se sabe también que, mientras rodaban la película “El abogado del diablo”, Keanu aceptó ganar menos con tal que la producción pudiera contratar al actor Al Pacino, lo que finalmente hizo que la película sea un éxito.

Llegó a donar a hospitales que luchan contra la leucemia casi el 70% del dinero obtenido por la participación en la película MATRIX, esto debido a que su media hermana padecía de esta enfermedad.

Sin embargo, no fue su única acción altruista que tuvo, ya que, mientras filmaba la trilogía de MATRIX, comprometió parte de sus ingresos en mejorar la vestimenta, diseño de escenarios y equipo de efectos especiales que no tenían mucho presupuesto, resaltando el enorme esfuerzo que hacían los demás.

A pesar de ser una de las estrellas más codiciadas de Hollywood, sus romances nunca han durado mucho tiempo, y es que tal vez tenga que ver con la repentina muerte de su novia Jennifer en un accidente y que además se encontraba embarazada, lo que dejó una lamentable huella imborrable en él.

A pesar de ello, nunca perdió la humildad, tampoco lo hizo cuando su mejor amigo, el actor River Phoenix, se le encontrara muerto a causa de una sobredosis en la acera de un club nocturno.

Keanu Reeves muchas veces a desconcertado a las personas por la manera en que asume y ve la vida, le gusta compartir con personas indigentes comida, ropa o simplemente pasar el tiempo con ellos, tanto así que, en su propio cumpleaños compró un pastel y fue a compartirlo en un parque a personas sin hogar. Esto ha sido captado muchas veces por los paparazzi.

A lo largo de su carrera ha podido acumular una fortuna de más de $ 300 millones de dólares, pero se sabe que no es una persona materialista y que continuará con sus acciones benéficas a favor de los más necesitados, así como el caso del carpintero que conoció en el rodaje de una película y a quien regalo $ 20,000 mil dólares ya que este último le confeso tener problemas económicos.

Sería bueno que muchas estrellas imitaran a Keanu Reeves, quien se ha ganado justamente el título del actor más humilde de Hollywood.

Facebook Comentarios

Avatar

Latin Money

Read Previous

Si no estás creciendo, estás muriendo

Read Next

Bon Jovi abrió restaurante donde las personas pobres no pagan

Follow On Instagram